miércoles, febrero 01, 2006

De los conflictos y abusos

El otro día llegué a la conclusión (no sé si muy acertada) que los conflictos entre las personas son el choque de los egoísmos de cada uno. Siento que muchas veces la gente se pelea sin una razón lógica, sin obtener nada en especial gracias a la pelea que dan... a veces es sólo por no perder, por no humillarse.
En un conflicto, siempre tiene que haber uno que ceda para terminar con el problema, y el ideal es que cada uno ceda un poco en algo, cosa que no quede un "perdedor absoluto", obviamente en el caso que no se pueda convencer al otro de tomar una postura distinta. Sin embargo, en muchas ocasiones se da que es una persona la que cede totalmente (y en las relaciones de pareja, esto pasa a ser especialmente crítico, ya que generalmente es la misma persona la que cede siempre) y al final, se genera un poco de frustración frente al tema en cuestión. Ceder en si no es algo malo, pero sí lo es el ceder totalmente y "someterse" frente a las otras personas constantemente... eso lleva a sentirse inferior, a frustrarse y por qué no decirlo, a caer en abusos.

Los abusos muchas veces pasan desapercibidos para quienes los cometen... y también para los que son abusados. Muchos se consuelan pensando "es que es lo más normal del mundo" y maltratos físicos y sicológicos pasan desapercibidos... pasan frente a nuestros ojos y nosotros no sólo los permitimos y aceptamos, si no que muchas veces los alentamos. A veces no nos damos cuenta en el momento y después tenemos la desagradable sensación de "Pucha, pasaron sobre mí y no hice nada"... y molesta la conciencia... molesta mucho. Cuando aceptamos cosas que no creemos buenas, sea porque nos pillaron en mal momento, sea porque simplemente no somos capaces de decir que no, terminamos sintiéndonos mal no sólo por el hecho en sí, también es por haberlo permitido...
A veces los abusos son algo que también el que lo comete considera bueno o tal vez normal (aunque sea malo)... y tampoco se detiene a pensar en lo que hace y el daño que está causando. En otras ocasiones es un deseo del momento... esos caprichos que son tan fuertes que dan la sensación de "si no es satisfecho me va a pasar algo malo"... y muchas veces ya es muy tarde cuando te das cuenta que no era así, que cometiste un error y que dañaste a alguien... incluso que lo perdiste.

Es algo por lo que tengo miedo del descontrol. Me gusta estar donde tengo que estar, no en otro lado... quiero que cada acción sea una decisión tomada conscientemente, no quiero pasar por encima de otros. Sé que si me controlo puedo evitar eso... pero me temo que aún no aprendo a evitar que la gente pase sobre mí. Muchas veces temo herir a otros por mis propios caprichos, entrar en conflicto por cosas que realmente no valen la pena. Considero difícil discernir cuándo debo evitar algo y cuando sería mejor que cediera... y a veces me he arrepentido mucho de lo que he hecho... pero me arrepiento aún más de lo que no he hecho.
Tal vez es que es más fácil evitar que dañen a otros, evitar que abusen (o abusar uno) de otros que evitar que se lo hagan a uno...
En fin... mejor no sigo, o empezaré a enredarme sola.

Nos leemos por ahí :D

3 Comments:

At 6:43 p.m., Blogger Valina dice:

M llego el post .__.

He sido abusada mas d una vez sicologica y fisicamente, y por personas q amo o ame mucho.
Y kzias eso e sloq mas duele.
q son personas "q keiren lo mejor para ti", peor q hacen cosas q no son lo mejor.
Por eso m decidi y dije "no mas".

Hay veces enq incluso uno se autoconvence dq lo q t estan haciendo esta bien y es correcto, peor, como tu bien dices, "t molesta la conciencia" y eso no es nada bueno.

._____.

Ufff...
enos mal q tome cartas en el asutno y sali d eso .__.
M siento bien xD
ajajaj

cuidate consuelito ^^

saludos!

 
At 11:45 p.m., Blogger Morwen dice:

Entiendo tu punto de vista Consuelito, aunque gracias a Dios han sido muy pocas las oportunidades en que me he sentido abusada y confrontada sin motivo.

Creo que si algo aprendi de mi madre fue a darme siempre a respetar, por quien sea sin excepción, siendo a la vez siempre respetuosa con todo el mundo. Creo que si uno camina por el mundo queriendo de corazón lo que es bueno para los demás, debe exigir lo mismo para uno.

Creo que la linea entre querer lo mejor para lo otros y para uno mismo es muy sutil, y el abuso o egosimo suelen ser limites fáciles de trasar, pero no debemos perder nunca el respeto por nosotros mismos. Ni tampoco dudar en exigirlo. Eso NUNCA sera pedir demasiado.

Como he dicho siempre, no se puede amar a los demas sin amarlos antes a nosotros mismos, en su justa y no ególatra medida.

Abrazo ^^

 
At 1:33 p.m., Blogger JC dice:

Lo siento

 

Publicar un comentario

<< Home